Encuéntranos en Google+.

28 de julio de 2012

SALMOREJO: EL SECRETO

El Salmorejo es un plato perfecto para estas fechas aunque, si puedo, lo tomo durante todo el año. Después de tantos años preparando esta receta tan fresca y suave, y a la vez de intenso sabor de los tomates de las tierras andaluzas, debéis saber que el secreto está en otro de los productos estrella de este territorio de nuestro país, el aceite de oliva.

Como decía, imprescindible en estos días tan calurosos, es un primero perfecto que combina con cualquier segundo. Símplemente estad atentos a la ejecución, pues es lo primordial para obtener un resultado óptimo.

Ingredientes para 4 personas:

-Aceite de oliva virgen extra, vinagre de vino y sal.
-5 tomates maduros, 1 diente de ajo, 1 huevo, pan del dia anterior y taquitos de jamón ibérico.

Elaboración

Lo primero que haremos será poner en remojo un buen trozo de pan (de tipo candeal) del día anterior, para luego escurrirlo y ponerlo en un bol sin la corteza. Mientras tanto, ponemos agua a hervir para hacer un huevo duro con una pizca de sal.

Después pelamos los tomates y troceamos para ponerlos junto al pan. Acto seguido pelamos el diente de ajo y lo troceamos para hacer lo mismo que antes.

Una vez tengamos listo el huevo duro listo y enfriado, lo pelamos y separamos la clara de la yema. Por un lado la clara la picamos y nos servirá para acompañar el salmorejo y para presentarlo, y por otro la yema que pondremos junto al resto de ingredientes desmenuzada.

Echamos sal y nos ponemos a batir hasta que desaparezcan los trocitos y quede todo uniforme. Ahora viene lo más importante; vamos añadiendo cucharadas soperas de aceite (la medida que yo utilizo son unas 6) y batimos según las echamos, alternando ambas acciones; una cucharada y batimos, así las veces que sean necesarias. Con la práctica sabréis cuándo parar para no pasaros o quedaros cortos...

Finalmente incorporáis el vinagre de vino; particularmente yo suelo echar un buen chorro pero con un par de cucharadas soperas bastará. Si el vinagre no os gusta, no os preocupéis pues sin él está igualmente delicioso.

Para la preparación del plato, decoráis por encima con la clara del huevo duro junto a los taquitos de jamón (si es de bellota, mucho mejor). Este es el resultado:

El secreto está en el aceite de oliva
El aceite de oliva es primordial

8 comentarios:

  1. A mí también me parece primordial que el aceite de oliva sea de la mejor calidad, pero para mí también es muy importante que el vinagre sea de jerez. Su sabor es incomparable para este plato.

    ResponderEliminar
  2. ¡!! Que hambre ¡!!
    ¡!! Me muero por un platito de salmorejo!!! Yo el pan también utilizo el del día anterior pero lo de ponerlo en remojo… Bueno yo lo probare.

    S.A.G.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Realmente el pan se pone en remojo para ablandarlo, ya que está duro del día anterior; pero también se puede usar pan del día. Eso sí, yo no recomiendo pan de molde industrial.

      Eliminar
  3. Uno de mis platos TOP 10.
    Siempre me acordaré la primera vez que lo probé.(Cádiz)
    Nunca conseguí cogerle la textura , a ver si con ese truco de echarlo poco a poco lo consigo!!!porque si tengo que esperar a bajar a Andalucía ...........

    ResponderEliminar
  4. Esa textura que dices la conseguirás con el aceite. ¡Ya verás como todo cambia, amigo!

    ResponderEliminar
  5. Yo ya probe el salmorejo, y chapo, la verdad es que era la primera vez, y consegui el punto que debe de tener.
    Gracias.FRC

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Enhorabuena! Sabía que no fallarías. Seguro que tus invitados te lo agradecieron.

      Eliminar

Sígueme por Email

28 de julio de 2012

SALMOREJO: EL SECRETO

El Salmorejo es un plato perfecto para estas fechas aunque, si puedo, lo tomo durante todo el año. Después de tantos años preparando esta receta tan fresca y suave, y a la vez de intenso sabor de los tomates de las tierras andaluzas, debéis saber que el secreto está en otro de los productos estrella de este territorio de nuestro país, el aceite de oliva.

Como decía, imprescindible en estos días tan calurosos, es un primero perfecto que combina con cualquier segundo. Símplemente estad atentos a la ejecución, pues es lo primordial para obtener un resultado óptimo.

Ingredientes para 4 personas:

-Aceite de oliva virgen extra, vinagre de vino y sal.
-5 tomates maduros, 1 diente de ajo, 1 huevo, pan del dia anterior y taquitos de jamón ibérico.

Elaboración

Lo primero que haremos será poner en remojo un buen trozo de pan (de tipo candeal) del día anterior, para luego escurrirlo y ponerlo en un bol sin la corteza. Mientras tanto, ponemos agua a hervir para hacer un huevo duro con una pizca de sal.

Después pelamos los tomates y troceamos para ponerlos junto al pan. Acto seguido pelamos el diente de ajo y lo troceamos para hacer lo mismo que antes.

Una vez tengamos listo el huevo duro listo y enfriado, lo pelamos y separamos la clara de la yema. Por un lado la clara la picamos y nos servirá para acompañar el salmorejo y para presentarlo, y por otro la yema que pondremos junto al resto de ingredientes desmenuzada.

Echamos sal y nos ponemos a batir hasta que desaparezcan los trocitos y quede todo uniforme. Ahora viene lo más importante; vamos añadiendo cucharadas soperas de aceite (la medida que yo utilizo son unas 6) y batimos según las echamos, alternando ambas acciones; una cucharada y batimos, así las veces que sean necesarias. Con la práctica sabréis cuándo parar para no pasaros o quedaros cortos...

Finalmente incorporáis el vinagre de vino; particularmente yo suelo echar un buen chorro pero con un par de cucharadas soperas bastará. Si el vinagre no os gusta, no os preocupéis pues sin él está igualmente delicioso.

Para la preparación del plato, decoráis por encima con la clara del huevo duro junto a los taquitos de jamón (si es de bellota, mucho mejor). Este es el resultado:

El secreto está en el aceite de oliva
El aceite de oliva es primordial

8 comentarios:

  1. A mí también me parece primordial que el aceite de oliva sea de la mejor calidad, pero para mí también es muy importante que el vinagre sea de jerez. Su sabor es incomparable para este plato.

    ResponderEliminar
  2. ¡!! Que hambre ¡!!
    ¡!! Me muero por un platito de salmorejo!!! Yo el pan también utilizo el del día anterior pero lo de ponerlo en remojo… Bueno yo lo probare.

    S.A.G.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Realmente el pan se pone en remojo para ablandarlo, ya que está duro del día anterior; pero también se puede usar pan del día. Eso sí, yo no recomiendo pan de molde industrial.

      Eliminar
  3. Uno de mis platos TOP 10.
    Siempre me acordaré la primera vez que lo probé.(Cádiz)
    Nunca conseguí cogerle la textura , a ver si con ese truco de echarlo poco a poco lo consigo!!!porque si tengo que esperar a bajar a Andalucía ...........

    ResponderEliminar
  4. Esa textura que dices la conseguirás con el aceite. ¡Ya verás como todo cambia, amigo!

    ResponderEliminar
  5. Yo ya probe el salmorejo, y chapo, la verdad es que era la primera vez, y consegui el punto que debe de tener.
    Gracias.FRC

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Enhorabuena! Sabía que no fallarías. Seguro que tus invitados te lo agradecieron.

      Eliminar

Google+ Directo