Encuéntranos en Google+.

18 de noviembre de 2012

POLLO ASADO AL P.X. CON CIRUELAS ROJAS

¿A qué sabe el pollo campero?

Tengo entendido que existe cierta variedad en el mercado, en lo que a pollos se refiere. Empezando por los que todo el mundo piensa que existen picoteando de forma asilvestrada en los corrales de ciertas zonas rurales, que sería el nivel más básico y próximo a lo que nos puede ofrecer la madre naturaleza, hasta aquellos que se encuentran enjaulados sin apenas poder practicar ningún ejercicio y picoteando algún compuesto algo más artificial que los cereales en grano tal como los concebimos.
El fin de semana pasado encargué un pollo campero supuestamente en semi-libertad, claro que si fuese en libertad total el pollo saldría corriendo ¡digo yo!, alimentado a base de maíz, a menos eso me dice Manolo el pollero.

Preparado para asar y llevar a casa
Este es el ejemplar que me llevé a casa

Está claro que si no tenemos una granja propia en la que alimentemos nosotros mismos a los animales no podemos asegurar que su alimentación es 100% natural aunque si puedo confirmar las siguientes diferencias entre el pollo común y el que se encarga con alimentación basada en maíz:

- En primer lugar, el primero tiene menos brillo en su plumaje y está más gordo, cuando el segundo goza de un aspecto mucho más saludable, transmite mayor fortaleza y tiene un colorido muy variado y llamativo.

- Como ya comenté en la receta de Guiso de Venado con Tomillo y Romero, veréis que en la estructura ósea se aprecian cambios como la aparición de tendones, músculos y cartílagos más y mejor desarrollados, etc.

- Una vez los cocinemos de la manera que sea, es verdad que el primero goza de una carne muy jugosa, blanda y blanca que va con todo, pero el segundo aún siendo de carne más dura y más oscura (sólo un poquito, no estamos hablando de caza) aporta una gelatina derivada de la cocción de sus músculos y cartílagos, dotando a nuestras recetas de una textura y sabor muy especiales difícilmente comparables con las del primero.

Por otro lado, también quería deciros que yo usualmente consumo el pollo normal de siempre o el que se vende como pollo de corral que no hay que encargarlo (que debe ser un mixto en alimentación, pero nulo en ejercicio). Y sólo en algunas ocasiones me hago con uno de estos ejemplares.

Bueno, pues la receta que hoy presento es una creación propia, quiero decir que no me he inspirado en ninguna que haya visto o leído, lo cual significa que he improvisado un poco más de lo previsto. Si alguno de vosotros os animáis a hacerlo, contadme qué os ha parecido.

Ingredientes para 4 personas

- Pollo campero (el mío pesó 2,995 kg.)
- 1 cabeza de ajos de las normales o 3/4 partes de una grande
- 1/2 kg. de ciruela roja
- 1 puñado de tomillo, otro de romero y 3 o 4 ramitas de perejil
- Pimienta negra molida y canela molida
- 2 vasos de Pedro Ximénez o Moscatel
- Aceite de oliva virgen y sal
- El hígado del ave

Elaboración

Preparación del asado de pollo

Lo primero que debemos hacer es precalentar el horno, mientras ponemos el pollo sobre una fuente o la propia bandeja del horno (según os convenga).

Situamos el pollo en una fuente para el horno
Colocamos el pollo en la fuente que usemos para el horno

Pelamos y picamos los ajos. Embadurnamos el ave con aceite de oliva con la cantidad justa y la frotamos por completo con todo el ajo, sin desecharlo, por dentro y por fuera. Frotamos igualmente con las hierbas, la pimienta, la canela y la sal.

Embadurnamos con aceite, ajos, hierbas y demás condimentos
Embadurnamos bien el pollo por dentro y por fuera

Para la preparación de la receta yo utilicé unas ciruelas rojas muy grandes, del tamaño de una manzana pequeña, pero podéis utilizar las pequeñas también. Dado que eran tan grandes lo que hice fue lavarlas, cortarlas por la mitad y quitarles el hueso.

Coloqué dos mitades en el interior del pollo junto a la molleja, y el resto de mitades las fui colocando en la fuente alrededor del pollo. Usamos unos palillos o hilo para coser la abertura del animal y por último, regamos con el vino dulce y añadimos algo de agua.

Colocamos las ciruelas y cerramos con hilo o palillos
Colocamos las ciruelas y usamos hilo o palillos para cerrar el pollo

Ahora introducimos en el horno la bandeja o fuente con el pollo y dejamos entre 160º y 180º unas 2 horas y media o algo más; ya sabéis que cada horno es un mundo y que debéis controlarlo cada media hora, además regando el ave con su propio jugo para aportar la máxima humedad posible por todas las zonas. Si os resulta cómodo también podéis ir dándole la vuelta.

Preparación de la reducción de ciruelas rojas con hígado de ave

A las 2 horas aproximadamente, preparamos una cazuela pequeña con un poco de aceite y calentamos. Mientras tanto cogemos un mortero, majamos el hígado con las hojas del perejil picaditas y algo de sal, y desleemos con un poco de vino blanco. Ponemos a fuego medio y removemos.

Majamos el hígado con el perejil
Preparamos un majado con el hígado y el perejil

Transcurrido ese tiempo, las ciruelas ya estarán más que hechas así que las sacamos, separamos la piel e incorporamos a la cazuela. Removemos bien y añadimos un par de vasos el jugo del propio asado. Dejamos entre 5 y 8 minutos más sin parar de mezclar para que no se agarre y listo.

Sacamos, pelamos y añadimos as ciruelas
Las ciruelas van a dar un sabor increíble al asado

En casa, nosotros acompañamos esta sabrosa carne junto a un delicioso vino de autor que degusté hace unos meses. Se trata de Mauro, cosecha 2009 elaborado con uva Tempranillo al 90% y Syrah  al 10%, procedente, cómo no, de Tudela de Duero en Valladolid.

Servimos en una fuente y trinchamos
Por último, trinchamos y servimos junto a una copa de vino

4 comentarios:

  1. tu pollo campero tiene una pinta deliciosa!
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Ivana. En cuanto pueda utilizaré la carcasa para hacer un buen caldo y croquetitas! Un saludo.

      Eliminar
  2. Ya ves, aquí estoy bucenado por tu recetario. Esta receta es excelente y los pormenores de diferencia entre uno tipo de pollo y otro magnificos.

    Un post para recomendar.

    Bss

    Virginia "sweet and sourW

    ResponderEliminar

Sígueme por Email

18 de noviembre de 2012

POLLO ASADO AL P.X. CON CIRUELAS ROJAS

¿A qué sabe el pollo campero?

Tengo entendido que existe cierta variedad en el mercado, en lo que a pollos se refiere. Empezando por los que todo el mundo piensa que existen picoteando de forma asilvestrada en los corrales de ciertas zonas rurales, que sería el nivel más básico y próximo a lo que nos puede ofrecer la madre naturaleza, hasta aquellos que se encuentran enjaulados sin apenas poder practicar ningún ejercicio y picoteando algún compuesto algo más artificial que los cereales en grano tal como los concebimos.
El fin de semana pasado encargué un pollo campero supuestamente en semi-libertad, claro que si fuese en libertad total el pollo saldría corriendo ¡digo yo!, alimentado a base de maíz, a menos eso me dice Manolo el pollero.

Preparado para asar y llevar a casa
Este es el ejemplar que me llevé a casa

Está claro que si no tenemos una granja propia en la que alimentemos nosotros mismos a los animales no podemos asegurar que su alimentación es 100% natural aunque si puedo confirmar las siguientes diferencias entre el pollo común y el que se encarga con alimentación basada en maíz:

- En primer lugar, el primero tiene menos brillo en su plumaje y está más gordo, cuando el segundo goza de un aspecto mucho más saludable, transmite mayor fortaleza y tiene un colorido muy variado y llamativo.

- Como ya comenté en la receta de Guiso de Venado con Tomillo y Romero, veréis que en la estructura ósea se aprecian cambios como la aparición de tendones, músculos y cartílagos más y mejor desarrollados, etc.

- Una vez los cocinemos de la manera que sea, es verdad que el primero goza de una carne muy jugosa, blanda y blanca que va con todo, pero el segundo aún siendo de carne más dura y más oscura (sólo un poquito, no estamos hablando de caza) aporta una gelatina derivada de la cocción de sus músculos y cartílagos, dotando a nuestras recetas de una textura y sabor muy especiales difícilmente comparables con las del primero.

Por otro lado, también quería deciros que yo usualmente consumo el pollo normal de siempre o el que se vende como pollo de corral que no hay que encargarlo (que debe ser un mixto en alimentación, pero nulo en ejercicio). Y sólo en algunas ocasiones me hago con uno de estos ejemplares.

Bueno, pues la receta que hoy presento es una creación propia, quiero decir que no me he inspirado en ninguna que haya visto o leído, lo cual significa que he improvisado un poco más de lo previsto. Si alguno de vosotros os animáis a hacerlo, contadme qué os ha parecido.

Ingredientes para 4 personas

- Pollo campero (el mío pesó 2,995 kg.)
- 1 cabeza de ajos de las normales o 3/4 partes de una grande
- 1/2 kg. de ciruela roja
- 1 puñado de tomillo, otro de romero y 3 o 4 ramitas de perejil
- Pimienta negra molida y canela molida
- 2 vasos de Pedro Ximénez o Moscatel
- Aceite de oliva virgen y sal
- El hígado del ave

Elaboración

Preparación del asado de pollo

Lo primero que debemos hacer es precalentar el horno, mientras ponemos el pollo sobre una fuente o la propia bandeja del horno (según os convenga).

Situamos el pollo en una fuente para el horno
Colocamos el pollo en la fuente que usemos para el horno

Pelamos y picamos los ajos. Embadurnamos el ave con aceite de oliva con la cantidad justa y la frotamos por completo con todo el ajo, sin desecharlo, por dentro y por fuera. Frotamos igualmente con las hierbas, la pimienta, la canela y la sal.

Embadurnamos con aceite, ajos, hierbas y demás condimentos
Embadurnamos bien el pollo por dentro y por fuera

Para la preparación de la receta yo utilicé unas ciruelas rojas muy grandes, del tamaño de una manzana pequeña, pero podéis utilizar las pequeñas también. Dado que eran tan grandes lo que hice fue lavarlas, cortarlas por la mitad y quitarles el hueso.

Coloqué dos mitades en el interior del pollo junto a la molleja, y el resto de mitades las fui colocando en la fuente alrededor del pollo. Usamos unos palillos o hilo para coser la abertura del animal y por último, regamos con el vino dulce y añadimos algo de agua.

Colocamos las ciruelas y cerramos con hilo o palillos
Colocamos las ciruelas y usamos hilo o palillos para cerrar el pollo

Ahora introducimos en el horno la bandeja o fuente con el pollo y dejamos entre 160º y 180º unas 2 horas y media o algo más; ya sabéis que cada horno es un mundo y que debéis controlarlo cada media hora, además regando el ave con su propio jugo para aportar la máxima humedad posible por todas las zonas. Si os resulta cómodo también podéis ir dándole la vuelta.

Preparación de la reducción de ciruelas rojas con hígado de ave

A las 2 horas aproximadamente, preparamos una cazuela pequeña con un poco de aceite y calentamos. Mientras tanto cogemos un mortero, majamos el hígado con las hojas del perejil picaditas y algo de sal, y desleemos con un poco de vino blanco. Ponemos a fuego medio y removemos.

Majamos el hígado con el perejil
Preparamos un majado con el hígado y el perejil

Transcurrido ese tiempo, las ciruelas ya estarán más que hechas así que las sacamos, separamos la piel e incorporamos a la cazuela. Removemos bien y añadimos un par de vasos el jugo del propio asado. Dejamos entre 5 y 8 minutos más sin parar de mezclar para que no se agarre y listo.

Sacamos, pelamos y añadimos as ciruelas
Las ciruelas van a dar un sabor increíble al asado

En casa, nosotros acompañamos esta sabrosa carne junto a un delicioso vino de autor que degusté hace unos meses. Se trata de Mauro, cosecha 2009 elaborado con uva Tempranillo al 90% y Syrah  al 10%, procedente, cómo no, de Tudela de Duero en Valladolid.

Servimos en una fuente y trinchamos
Por último, trinchamos y servimos junto a una copa de vino

4 comentarios:

  1. tu pollo campero tiene una pinta deliciosa!
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Ivana. En cuanto pueda utilizaré la carcasa para hacer un buen caldo y croquetitas! Un saludo.

      Eliminar
  2. Ya ves, aquí estoy bucenado por tu recetario. Esta receta es excelente y los pormenores de diferencia entre uno tipo de pollo y otro magnificos.

    Un post para recomendar.

    Bss

    Virginia "sweet and sourW

    ResponderEliminar

Google+ Directo